El buen hacer de Pablo Galiano

Pablo Galiano nació en Madrid y aprendió a andar en el barrio que más músicos tiene por metro cuadrado, la Alameda de Osuna. Dice que allí, junto con la ayuda de su madre que cantaba a todas horas y su padre, que colaboraba con su actitud roquera a lo West Side Story, descubrió que tenía una sensibilidad especial para la música y que los instrumentos musicales le fascinaban mucho más que los coches, balones y cuadernos.

Entre esos tiempos remotos y el día de hoy se han acumulado doce años de andanzas musicales por salas madrileñas, cinco de ellos en solitario. Esto ha desembocado en un disco que lleva apenas dos meses en la calle, “La Noche Es Ahora Tu Casa”. “Soy un músico de corte clásico en cuanto a que me baso en los estándares del rock y el blues. Sin embargo me gusta buscar, experimentar, usar, tirar, llevar lo recién aprendido hasta los extremos, hasta que se rompe para volver atrás luego … Nunca creo haber encontrado lo que persigo.”  Así se define el propio músico, como un artista inconformista que siempre anda en busca de algo; quizás sea eso, esa búsqueda incesante, la que convierte sus canciones en un ramillete de estilos e historias.  “Mis canciones son sinceras y están cargadas de imágenes, tanto que a veces no resultan sencillas de interpretar; pero hay mucha sangre en ellas”.
“La noche es Ahora Tu Casa” es un disco muy crudo, sin adornos. Que dispara canciones a bocajarro y que suena a noche y a calle. Muy crápula. En el cual se pueden percibir a pinceladas las influencias de las que ha bebido el propio músico: Tom Waits, Leonard Cohen, Bob Dylan, Lou Red… Canciones que dejan cierto sabor amargo a derrota y desencanto. “La tristeza tiene un carácter obsesivo, lo cual ayuda a la hora de ser prolífico. Uno necesita desahogarse cuando está jodido, que se trata de eso. Cuando eres completamente feliz y todo en la vida es hermoso y estimulante, creo que es mejor vivirlo hasta el fondo y no perder ese tiempo escribiendo encerrado en una habitación o lo que es más habitual: en uno mismo” Letras intensas que se convierten en realidad en la voz de Pablo Galiano; una voz fuerte y desgarrada que a veces, y malditas sean las comparaciones, nos hace recordar al gran Carlos Tarque. Y por si esto se nos quedase escaso, el cantante se ha cubierto bien las espaldas. Ha tirado de talento y amigos de barrio y ha formado una gran banda a lo Traveling Wilburys, con músicos de la talla de Joe Eceiza (Le Punk), David Rico “Datz” (Pereza, Le Punk) o Laura Rubio (Garaje Jack) entre otros, con los que hace un repaso a la música rock, el blues o incluso, el tango. Con unos instrumentos contundentes y unos coros que quitan el hipo. El disco cuenta además con colaboraciones especiales de artistas como Nico Álvarez o Alfa Fernández, de la mítica banda Buenas Noches Rose y Le Punk. Resumiendo: se mire por donde se mire este álbum destila calidad y buen hacer, en todos los sentidos.
Y presentando este buen disco se encuentra ahora mismo. En Madrid será el próximo día 3 de diciembre en la sala Juglar donde puedas ver en directo a Pablo Galiano, un artista de la calle, que todo lo que ha conseguido ha sido gracias a patearse durante mucho tiempo las salas de esta ciudad y que, siendo justos, debería alcanzar el reconocimiento merecido con este “La Noche Es Ahora Tu Casa”. Y hablando de reconocimientos, el propio artista nos dice que “No me parecerá que Alfa Fernández tenga el reconocimiento que merece hasta que se pueda permitir vivir en una nave espacial junto a la Catedral de San Basilio. Lo mismo digo de Joe Eceiza”  Ahí queda eso. Además, como conocedor de todo lo que se cocina en la música “underground”  de hoy en día, nos recomienda sangre nueva, Luis Del Roto. Esa es su recomendación. La mía es él, Pablo Galiano. Nerea Monescillo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *