Virginia Labuat rompe estereotipos del pasado

Está cómoda hablando de música, no tanto en su postura como entrevistada. Una comida en casa de una amiga común y unas cañas, hacen que Virginia y yo entremos en una conversación amena donde nombres como Solomon Burke, Sam Cooke, Sam & Dave y sobre todo Brenda Lee (Sweet Nothing) aparecen  durante la conversación con asiduidad: “Escuché ese tema con 7 años y me volví loca. No es que pilote mucho pero he escuchado a gente muy grande”, sonríe mientras explica por qué considera Dulce Hogar (Sony Music) su primer disco, “porque me tiro a la piscina, con mis canciones, en la post-producción. Desde el principio hasta el master, he estado ahí. Mantengo el nombre de Labuat porque se ha invertido mucho trabajo en ese nombre y no tendría sentido renunciar a él y añado Virginia porque es mi proyecto. No ha sido nada fácil”, dice mientras habla del arduo trabajo que supuso presentarlo a la compañía (lo grabó y produjo con su teclista Iñaki García) con quien ha estado desde el principio.

Más tensa se muestra por su pasado en O.T.; da la impresión de tener que justificarse: “Pues sí. Tengo esa incómoda sensación. Quiero que la gente me conozca y tengo que dar muchas explicaciones. Quiero demostrar que no soy una inculta musicalmente hablando, que mi trabajo es muy elaborado y que te puede gustar o no, pero hay mucha calidad musical. La gente no sabe realmente lo que sé yo… y lo entiendo, pero ahora quiero contar otras cosas diferentes”, reflexiona mientras cuenta que una de las mejores entrevistas que le hicieron fue una reciente de los compañeros de jenesaispop en la que se mostraba al desnudo y os recomendamos: “Deseaba tener una entrevista con ellos y creo que la gente la ha aceptado muy bien. Tengo que ir quitándome la etiqueta pero yo creo que con este trabajo puedo conseguirlo un poco más. Por lo que veo en internet, y porque viene gente a sentarse y a hablar de música como tú o jenesasipop, entiendo que la gente está viendo el cambio. Se sorprenden, pero esto es una carrera de fondo, y prefiero que sea ahora, y que no se queden con lo de antes”.

UN DISCO MUY VINTAGE
Dulce Hogar es un trabajo muy de 50’s, que respira mucho soul, jazz y swing por los cuatro costados, también blues y americana y que compagina el inglés con el castellano (hubo cambios de idioma a última hora, asegura). Se la nota mucho mejor en los toques de jazz, en el aroma a club que rezuman Insomnio o Under My Skin, los dos temazos sin duda del álbum, que quizás en otros más countries como Sin corazón. Sin embargo el conjunto tiene mucha fuerza en esta vertiente ecléctica: “Lo que se lleva es que te encasillen en un estilo concreto pero este disco tiene más variedad. Al fin y al cabo es honesto, porque todo me gusta, el jazz, el pop, y no veo la necesidad de no poder hacerlo. Para mí no es incoherente”. Antes vino otro disco en el que trabajó con Risto Mejide y The Pinker Tones, Labuat (09). Una vez todos fuera del barco, Virginia tuvo que tomar las riendas. Sobre él o su estancia en la Academia, siempre se sincera: “No es que me arrepienta. El título de este disco viene a decir que todo lo que he hecho tiene sentido aunque me pregunte muchas veces cómo hice alguna cosa. Esas decisiones, que me han llevado a poder hacer este disco». El 12 de abril la veremos en la sala El Sol, una vez más rompiendo estereotipos.

www.labuat.com

2 comentarios en “Virginia Labuat rompe estereotipos del pasado

  1. Son canciones que hablan de amor y desamor, de vivencias, de experiencias pero que con ese toque de energía y frescura que te crea la necesidad de no parar de escuchar los temas. Cada uno con diferentes piezas de vestir pero al final luciendo el mejor de los trajes. A pesar de respirarse diferentes estilos, identificas el conjunto como si fuera una sola pieza. Es de agradecer que alguien a mi edad haya hecho que vuelva a creer en la música como yo la siento.

    Gracias «Clubdemusica» por hablar de música. Virginia habla de música en su disco.

  2. Pingback: Virginia Labuat y su Dulce Hogar « Dulce Virginia Labuat

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *