Pájaro Sunrise, América mayúscula

Yuri Méndez, bien conocido del fondo, es madrileño desde luego, aunque en su carnet ponga provincia de León. Al frente de Pájaro Sunrise está labrando una trayectoria que por su calidad va más allá de etiquetas neo-folk. Yendo un pasito más allá de Done / Undone (09), con su nuevo disco, Old Goodbyes (Lovemonk), ya el tercero, se asoma inconscientemente a una América profunda, con mayúsculas, honda y por qué no, dolorosa.

“Creo que muchas veces respecto al estilo que se percibe desde fuera, los motivos cuando lo haces es por los medios de los que dispones. Queríamos que reflejara lo que tocábamos en directo, no había esa pretensión de uniformidad, y si alguien lo oye y lo asocia no es premeditado”, reflexiona el propio Yuri. Y sin embargo suena a songwriter americano por los cuatro costados, Old Goodbyes, Love Like A Drummer, Ribbon, (I Am Done) Making Fun Of Myself… incluso I Don’t Wanna Lo Love You No More, cover del malogrado Jackson C. Frank, perfectamente integrado con el resto.

Es también un disco muy triste, que respira si no pena, mucha nostalgia, con un título que desde luego le viene al pelo: “Old Goodbyes ya por el nombre es un disco de rupturas. Con lo que había sido la banda, también hay rupturas personales. Son canciones que ya tocábamos pero que de alguna manera sabíamos que no iban entrar en el proximo disco, quizás porque están en el lado trágico de lo que siento ahora. Están relacionadas porque las tocamos pero que ya van quedando lejos”. Por eso quizás este disco, y a tenor de sus palabras, este disco pertenece más a Done / Undone que a lo siguiente que pudiera venir: “Sí, aquel disco hablaba de unas posibilidades abiertas y otras que ya estaban cerradas. Old Goodbyes no es la solución de aquello pero sí supone librarme de las canciones que completaban la parte más oscura o más trágica, hacer una limpieza y empezar de cero, para que hagamos algo vital o más optimista en adelante”. Por eso también estamos ante apenas 8 canciones: “Quisimos grabar más, aunque te sientes culpable por hacer un disco de sólo media hora, nada encajaba estilístamente, las nuevas ya van a otra parte”.

ACOMPAÑADO DE AMIGOS
Habla en plural, porque a pesar de ser el alma, se ha armado de compañeros de camino que están abriendo nuevas posibilidades al conjunto. “Tras una época de caos apareció la gente de Amigos Imaginarios. Primero Esther, luego Javi y Pedro de Barrunto Bellota Band, y más tarde el resto de Amigos. Dos años después empezamos a sonar a banda, como queríamos sonar y las canciones dejan de ser mías para ser un poco de todos”. El 7 de abril en la sala El Sol veremos arrancar esta gira: “No habrá una ruptura porque son canciones que ya tocamos. Supongo que será como cualquier concierto de Pájaro que estará muy bien si te gusta y una mierda si no, pero que intentaremos que la gente se divierta”, sonríe mientras nos anima a acudir.

www.pajarosunrise.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *