Iván Ferreiro: “Estoy en paz conmigo mismo y con las canciones de Los Piratas”


Tres recopilatorios lleva Iván Ferreiro y con este es la primera vez que está contento: “Con Fin de la primera parte (98), no tenía ni putas ganas, nos lo propusieron porque estábamos de parón y me pareció terrible, con 28 años pensé que me estaba vendiendo. En Fin de la segunda parte (04), también voté que no se grabara, como ves tomé siempre la decisión equivocada y ganó la mayoría”, contesta irónico y divertido. “Esta vez es diferente, me pilla centrado, siendo yo solista”, contesta más sereno, “y hablando con mi hermano y Suso Saiz nos lanzamos. Fue una manera de trabajar muy sencilla, ellos junto a Ricky Faulkner se encargaron de todo, yo me sumé a su trabajo a posteriori. Las otras las recuerdo más dolorosas. El día que se graba Fin de la segunda parte es para mí el fin de Los Piratas, recuerdo que lo decidimos en una comida, y ese día sentí que si perdíamos tiempo en hacer esa movida se iba a la mierda, al día siguiente de tocar, se separan Los Piratas, ese concierto no lo disfruto por ese mal rollo. Al final Los Piratas ya no controlaban su carrera, metafóricamente, esa es mi sensación”, confiesa mientras añade que también nace por la falta de ganas de parar de tocar: “No queríamos ni parar la gira, porque vivimos emocionalmente de eso, ni ponernos a componer a la carrera, era injusto para todos”. 


Estos días presenta Confesiones de un artista de mierda (Warner), un disco en directo en el que recoge algunas de sus mejores piezas y donde lo primero que llama la atención es que coja el título de la obra más ‘normal’ de Philip K. Dick, quizás el escritor más importante de Ciencia-Ficción: “Es genial por trozos, no es el mejor escritor de la Historia, pero sí es mi escritor favorito, es con el que más me divierto. Es tan paraonico que es hasta patético, su libro más serio es Confesiones… y habla del fracaso. Era un pringado y efectivamente me siento así. Cuando haces un proyecto como este disco te acuerdas de los años que tienes y eso te toca los cojones, ¡41 años, joder!”, exclama mientras continúa con su habitual y simpática verborrea y sin buscar la frase adecuada o el titular. “Lo llaman Grandes Éxitos pero nunca tuve un éxito grande en nada. Tengo una carrera que considero preciosa, pero nunca viví un hit, que fuera la hostia y que cambiara mi economía, lo que se supone que es un hit, cosas que ves al de al lado. Mi hermano Amaro y yo somos dos curritos, y nunca hemos parado de hacer conciertos, somos trabajadores y se lo tomé prestado a Philip K. Dick que en el fondo era un currito”. Cuesta creer sin embargo que sea esa su sensación y continúa explicándose: “Sí veo la canción y disfruto de la melodía, pero no veo la dimensión que alcanza para otros, yo sólo me acuerdo de verme componiéndola con la guitarra y el bloc, nada más. Amaro y yo somos dos pringados, en el fondo somos dos humoristas a los que les salió bien el chiste y moriremos arruinados porque vivimos el presente”.



OTRAS CONFESIONES DE IVÁN

Un aspecto que encantará a sus seguidores es que vuelve a recuperar algunas canciones de Los Piratas: “Retomamos temas y me di cuenta de que ya estaba en paz conmigo mismo y con mis propios demonios, y con esas canciones, esa lucha interna por cómo te comportas en momentos determinados. Desapareció la vergüenza, el miedo, fue muy intenso volver a trabajarlas, pero también muy placentero. Estos años en solitario han sido muy de huida hacia adelante”.


Y terminando por otros derroteros da su visión de la industria actual: “La crisis nos ha quitado la tontería a todos, músicos, periodistas, managers, discográficas. El bajón hizo algo guay, esto es pasional y sabes cuándo a alguien no le mola la música, se nota de lejos, y de esos cada vez ahora hay menos. Volvemos a ver el oficio y remar todos en la misma dirección, un periodista tiene que ir paralelo al artista, mola por todo lo que se calla”, lo mismo pienso yo. ivanferreiro.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *